Palabras en Ruta: Domingo XIII del Tiempo Ordinario – 02 de Julio

¿Cómo seguirte Señor?

Juan Manuel Sayago

Al escucharte decir “El que no toma su cruz y me sigue, no es digno de mí”.

Resuenan como palabras duras y poco atractivas para el mundo de hoy, ya que se contraponen a un cristianismo light o licuado, sin contenido ni consistencia. Y toda llamada a la radicalidad suena arcaico e impositivo.

La exigencia de tomar la cruz se une a la exigencia del seguimiento, no solo es andar tras tus pasos sino hacerlo a tu modo “El que busca su vida la perderá, y el que pierda su vida por mí la encontrará”. Es decir, la vida es para darla y no para guardarla. Y si en ello se nos va la vida, significa que hemos tomado nuestra cruz y que la estamos asumiendo de verdad.

Además, quien te sigue hasta la cruz, se en­cuentra a sí mismo. Porque esta es nuestra propia realidad. Y el abrazarla es hacerse cargo de la vida misma.

El Señor nos invita a seguirlo y a entregar la vida como él lo hizo. A no “mirar atrás” y vivir con las manos y corazón abiertos a la entrega de los demás. Pero por amor y con amor para que si tengan sentido. Porque darse significa estar vivo.

 

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: